Etiquetas

, , , ,

Cuando ya estaba “atrapada” en la genealogía, comencé a visitar cementerios… Y la verdad no recuerdo el primero visitado, pero eso si: nunca olvido la alegría de descubrir el nombre buscado en una losa o de encontrar alguno conocido!

03062012529

Lápida en el Cementerio Central de Bogotá. Nuestro famoso poeta infantil: Rafael Pombo.

Con el tiempo también, he llegado a disfrutar el descubrimiento de tumbas en las que encuentro cosas llamativas, los mausoleos, las dedicatorias, las que presentan señales de abandono y las muy cuidadas, las de piedra, mármol o baldosa…entre muchas otras!

CombatPierre

Lápida en el cementerio antiguo de Montería, Córdoba. Rastro de los franceses en el Sinú.

Visitar un cementerio cada vez que puedo, al ir a otra ciudad o país, es parte de mi actividad turistica… ya no tengo remedio, y mi familia lo sabe!:

Tumba de Evita Perón en el Cementerio de la Recoleta. Buenos Aires, Argentina.

Tumba de Evita Perón en el Cementerio de la Recoleta. Buenos Aires, Argentina.

Buscar el área de un cementerio con las tumbas mas viejas nos da una idea -si sabemos la fecha de fundación de la ciudad- de si existe o existió un cementerio mas antiguo, que quizas ya es inaccesible ….

Cementerio de San Esteban. Manizales, Caldas.

Cementerio de San Esteban. El tercero más antiguo. Manizales, Caldas.

Y contar con la ayuda del enterrador es un recurso invaluable, pues muchas veces lo lleva a uno directamente a la tumba buscada; curiosamente este parece ser un oficio de “toda la vida”. Con frecuencia, la secretaria del despacho parroquial de la iglesia del pueblo, le facilita a uno el nombre y teléfono de este personaje, para ponerse una cita. Esto es especialmente útil si solo dispones de un día para la visita y vas desde lejos.

Idealmente, las INSCRIPCIONES se leen mejor con un día a pleno sol o ayudando con un espejo a que la luz dé directamente sobre las letras; en ocasiones no se puede leer lo que esculpieron tiempo atrás en una tumba, y he encontrado un par de consejos para hacer el “revelado”: uno es con papel aluminio sobre la lápida, presionar sobre ella con una esponja húmeda para que lo escrito “pase” al papel y se pueda leer. El otro es limpiar el polvo de la superficie con una brocha suave y limpia (cual arqueólogo) y dejar escurrir agua sobre la superficie.

Para las FOTOS te sugiero:

  1. Tomar una del cementerio en su conjunto.
  2. Tomar una foto donde se observe lo que rodea a la tumba de tu interés, para tener como referencia.
  3. tomar una de la tumba completa.
  4. tomar una de la inscripción en ella.
Cementerio de Villamaría, Caldas.

Cementerio de Villamaría, Caldas. Septiembre 2014. Construcción Central.

Puedes al final de tu visita, coordinar con el encargado, para limpiar y arreglar la tumba que buscaste. No olvides para tus archivos genealógicos, tomar nota de dónde está localizado el cementerio, un mapa o guía de la ubicación de la lápida dentro de éste, la fecha en que la fotografiaste y la transcripción del epitafio.

Finalmente, son buenos los recursos de FIND A GRAVE y BILLION GRAVES,  puedes bajar las aplicaciones y aportar tus imágenes para beneficio de todos!

Te invito a contarme tu experiencia con tus investigaciones genealógicas en los cementerios…

Anuncios